Reseña de “La sociedad de la ignorancia”.

 Sociedad de la Ignorancia

 

     Hoy en día, asistimos como testimonios perplejos al surgimiento de nuevas formas de comunicación que revolucionan nuestra sociedad de manera equiparable a la difusión de la escritura o de la imprenta y que comportan Una transformación radical en la esencia de las relaciones humanas, introduciéndonos en una nueva etapa de la historia. Más aún si tenemos en consideración que somos conscientes de ello, como agentes históricos.

 

     En el marco de la iniciativa privada, sin ánimo de lucro, conocida como La Segunda Edad Contemporánea, se promueven diversos proyectos destinados a explorar, describir e interpretar la realidad del mundo actual desde la perspectiva de la siguiente afirmación:

 

Somos los protagonistas involuntarios y accidentales de un momento singular de la trayectoria de la humanidad, un tiempo de cambios profundos que justifican la propuesta de inaugurar una nueva etapa en la cronología de la historia: la segunda edad contemporánea. [1]

 

     La segunda edad contemporánea parece esforzarse por dejar atrás la posmodernidad (la idea de una renovación radical de las formas tradicionales en el arte, la cultura, el pensamiento y la vida social) en aras de una reformulación de la misma. Los autores repasan la otra cara de la Sociedad del Conocimiento, en la que los ciudadanos, inundados de información, se enfrentan a una dificultad creciente para interpretar la realidad de un mundo que es cada día más complejo: nos dirigimos hacia una Sociedad del Conocimiento o nos estamos hundiendo en la Sociedad de la Ignorancia.

 

     Vivimos en una sociedad que se define tanto por su pragmatismo como por su globalización, ambos aspectos entendidos e intercedidos por factores que resultan en presupuestos económicos. Estas características están presentes en todos los ámbitos relevantes de nuestro día a día, desde la política hasta la economía. Obviamente, la cultura no podía ser una excepción, y los nuevos sistemas de comunicación están transformado el trato que el individuo tiene con el saber. Twitter o Google, por poner dos ejemplos, no pueden considerarse como meros conceptos que definen una serie de novedades tecnológicas, sino como una nueva manera de relacionarse con la cultura. El conocimiento es más público y condicionado que nunca, pues cada día está más al alcance de todos e, incluso, es más susceptible de ser discutido y cuestionado desde perspectivas y posiciones más dispares. El grado de complejidad que involucra este proceso, con continuas reformulaciones, crea una red global que inunda el conocimiento entre un saber popular y académico, bien indexado desde los robots de Google. Paradójicamente, este proceso globalizador se convierte inevitablemente en un proceso reduccionista de la realidad, dirigido por aquellos que ostentan los mecanismos de base. Nos dirigimos hacia una nueva sociedad de la ignorancia, pues incluso con unos medios tecnológicos que nos permitan acumular y descubrir el saber, su inmensidad global hace que seamos incapaces de abarcarlo o incluso entenderlo. Podríamos decir que, pasamos del Ignorance is bliss al knowledge is ignorance.

 

     No nos queremos quedar solamente con la faceta de la globalización, sino que querríamos adentrarnos también en la mentalidad pragmática importada desde la cultura imperialista [2] más destacada en la actualidad: Estados Unidos. El pragmatismo es un producto de la eficiencia económica, un concepto omnipresente en la mentalidad empresarial en la que vivimos. El liberalismo [3] no se concentra solamente en los ámbitos corporativos, sino también en el mundo de la cultura. A raíz de esta necesidad económica, vivimos en una sociedad de expertos [4], que crean esta nueva maquinaria del conocimiento productivo que nuestra sociedad eficiente anhela. Esta profesionalización del saber nos está llevando a dejar de banda todas aquellas inquietudes intelectuales sin un fin remunerado. En otras palabras, el pragmatismo actual, importado desde los Norteamérica, nos lleva a mercantilizar el saber, desechando todo aquel sin un claro fin empresarial o económico. De manera análoga al proceso globalizador, se crea otra nueva paradoja que nos adentra en la Sociedad de la Ignorancia hacia la que nos estamos dirigiendo: El mercantilismo del saber y la continua especialización en franjas cada vez más estrechas del mismo conllevan un aumento de la ignorancia en otros campos.

 

Por primera vez en la historia de la humanidad, por primera vez en la historia de toda la humanidad, casi todo están despiertos políticamente, y esto para los poderes políticos hacen que encaren otra realidad, la letalidad de este poder es mayor que nunca, su capacidad para imponer control sobre las masas del mundo es una de-histórico, era más fácil controlar a un millón de personas que matarlas físicamente, ahora es infinitamente más sencillo matar a un millón de personas que controlarlas. [5]

 

Por primera vez en la historia de la humanidad estamos asistiendo a una capacidad asombrosa del poder de control global, y la sociedad de la ignorancia es lograda mediante la manipulación de las masas y su sobreinformación que omite elementos contradictorios, que crea un mundo desconectado ideológicamente y, por tanto, crea un estado de parálisis en la opinión pública. De ahí la importante denuncia de este libro.

 

     Prologados por el antropólogo Eudald Carbonell ‘Los ensayos de Antoni Brey, Daniel Innerarity y Gonçal Mayos recogidos en el presente volumen constituyen una síntesis lúcida de nuestro comporta-miento social como especie. Un comportamiento evolutivo exponencial de nuestros procesos de regulación energética, la aplicación técnica de los mismos, así como el crecimiento demográfico están produciendo una situación de incertidumbre sobre nuestro futuro en el planeta’.

 

     La sociedad de la ignorancia supone una reflexión crítica en voz alta sobre la influencia que tienen os nuevos mecanismos de comunicación sobre el individuo en un marco del sobre el funcionamiento y la distribución del poder en las sociedades democráticas.

 

Más información en http://www.ub.edu/histofilosofia/gmayos

 

 

La Reseña de “La sociedad de la ignirancia”, escrita de manera conjunta por los autores Mayte Duarte Seguer, Iván Matellanes Fresnadillo y Jose María Pérez Sánchez (JM PerSánch), está bajo la licencia Creative Commons Reconocimiento – No comercial – Compartir bajo la misma licencia 3.0 España.

 

 

 

BREY, A., INNERARITY, D. & MAYOS, G. (2009), La sociedad de la ignorancia : y otros ensayos. Barcelona: Zero Factory. Disponible en pdf en: http://www.infonomia.com/blog/libros.php

 

Antoni Brey- Antoni Brey (Sabadell, 1967) es ingeniero de telecomunicación. Ha sido miembro del Grupo de – Información Cuántica del Instituto de Física de Altas Energías (1998-2001) y autor de los ensayos La Generación Fría y El fenómeno Wi-Fi, miembro fundador del Fiasco Awards Team y director del documental Un Tiempo singular. Antoni Brey desarrolla La Sociedad de la Ignorancia: Una reflexión sobre la relación del individuo con el conocimiento en el mundo hiperconectado.

 

daniel-innerarity- Daniel Innerarity (Bilbao, 1959) es profesor titular de filosofía en la Universidad de Zaragoza. Sus últimos libros son Ética de la hospitalidad, La transformación de la política (III Premio de Ensayo Miguel de Unamuno y Premio Nacional de Ensayo 2003), La sociedad invisible (XXI Premio Espasa de Ensayo), El nuevo espacio público y El futuro y sus enemigos. Es colaborador habitual de opinión en los diarios El País y El Correo – Diario Vasco, así como de la revista Claves de razón práctica. Daniel Innerarity trata sobre La Sociedad del Desconocimiento.

 

Gonçal Mayos- Gonçal Mayos (Vilanova de la Barca, 1957) es profesor titular de filosofía en la Universidad de Barcelona, coordinador del programa de doctorado de Historia de la subjetividad ‘y presidente de la Asociación filosófica Liceu Maragall. Ha publicado sobre pensamiento moderno y contemporáneo, investigando los procesos de larga duración e interdisciplinarios que se originan en la sociedad actual. Gonçal Mayos reflexiona sobre La Sociedad de la Incultura: ¿Cara oculta de la sociedad del conocimiento?

 

 

Notas:
[1] http://www.thesecondmoderntimes.com/es  
[2] No hablamos del imperialismo clásico del s.XVIII del Reino Unido, sino del nuevo imperialismo cultural en el que estamos sumergidos a través de los medios de comunicación y la globalización. Este nuevo imperialismo no se define exclusivamente por el uso de la fuerza bruta, sino por la influencia que esta nueva sociedad global, dirigida desde el país económicamente más importante del mundo, está sufriendo a través de la universalización de sectores concretos de la cultura: El cine, la televisión, la literatura, el pensamiento político …
[3] Uso el término liberalismo con las connotaciones que lo definen en el mundo anglosajón (especialmente estadounidense). Por lo tanto, con fuertes tendencias conservadoras y de libre mercado. No se entienda el término liberalismo con sus connotaciones más Europeas, relacionadas con la izquierda progresista.
[4] Brey, A., Innerarity, D. & Mayos, G. (2009:p.30)
[5] Zbigniew Brzezinski, Obama´s top foreign policy advisor, en un discurso el 17 de noviembre de 2008

 

 

logoPDF

Versión en PDF en el siguiente link: Sarasuati 2010.04 (PDF) (2153)

Articulos similares:

Licencia Creative Commons
Reseña de “La sociedad de la ignorancia”. por Revista de Humanidades Sárasuatī , a excepción del contenido de terceros y de que se indique lo contrario, se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Attribution-Noncommercial-Share Alike 3.0 Spain Licencia.

About Revista de Humanidades Sárasuatī

La revista de Humanidades Sárasuatī tiene una función divulgativa sobre todas aquellas áreas que estén relacionadas con los ámbitos de las Humanidades. Desde una serie de artículos académicos, hasta una agenda cultural bajo la responsabilidad del comité editorial, Sárasuatī intenta mostrar una visión abierta del mundo a través de sus colaboradores. Esta revista sin ánimo de lucro y totalmente gratuita se puede consultar también en su formato digital en PDF.

Leave a comment

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Your email is never shared. Required fields are marked *

Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD